Última semana de campaña

En esta última semana de campaña electoral para las elecciones europeas se han cerrado algunos círculos, en algunos casos según lo previsto por los equipos de propaganda y planificación socialista; no creo que ese sea el caso del Partido Popular, partido al que le queda mucho aprendizaje en la programación y ejecución de una campaña electoral efectiva; como siempre, los populares esperan la caída de la hoja igual que los equipos malos: nunca ganan sino que pierde el contrario.

El supuesto electoral más llamativo de esta semana de traca final estriba en el frenazo contable imaginativo que Corbacho ha asestado en el glúteo de la tremenda espiral de aumento del número de parados. Por supuesto, el plan E del gobierno ha creado varios miles de puestos de trabajo, pero no podemos desconocer que también ha contribuido al descenso la estacionalidad del sistema productivo español, pues en está época se llevan a cabo las contrataciones para las campañas agrícolas en la diferentes regiones de España, no en balde la península ibérica es el huerto de Europa: frutas y verduras para combatir las brumas del norte. Ahora bien, es innegable que veintitrés mil millones de euros gastados para maquillar una cifra en vísperas de unas elecciones es un precio muy alto para la depauperada economía de este país, una economía que hace agua por todos lados pese a los esfuerzos del aparato por ocultar lo evidente. La ministra de economía, que permanece desaparecida de la comunicación y el debate de las ideas, está respondiendo plenamente al perfil que se le anticipaba en los días posteriores a su nombramiento: una ministra más burócrata que política, una fontanera antes que una artista. Hemos de reconocer un cierto aire de máscara veneciana a la actividad política, no en vano el primer autor de la teoría política ejerció su magisterio en Florencia, la ciudad que junto con Venecia definió una época para la historia de Italia.

Escribió Maquiavelo: “todos estos príncipes nuestros tienen un propósito, y puesto que nos es imposible conocer sus secretos, nos vemos obligados en parte a inferirlo de las palabras y los actos que cumplen, y en parte a imaginarlo“, como si este autor florentino hubiese sabido que un día Zapatero asolaría esta Ínsula Barataria en la que Sancho ya no encuentra pitanza para su maltrecho estómago. Molinos, sólo veo molinos de paredes blancas, caballeros dispuestos a enamorar a los votantes con sus aspas que voltean engaño desde el Tajo que lame Toledo.

Cuando para mofarse de Sancho unos duques desalmados le dieron el gobierno de la Ínsula Barataria el escudero les sorprendió de tal forma en este gobierno ficticio y novelesco que “todos los que conocían a Sancho Panza se admiraban, oyéndole hablar tan elegantemente, y no sabían a qué atribuirlo, sino a que los oficios y cargos graves, o adoban o entorpecen los entendimientos“. Estos políticos nuestros y sus aledaños tienen adobadas las entendederas con tomillo manchego y belladona del Montseny, y con sus intenciones elaboran picatostes en aceite rancio para aderezar la sopaboba que reparten al pueblo; sus procederes se ajustan como un guante al retrato que Miguel de Cervantes realizó a la nobleza castellana en este trance de Sancho, o sea en ejercicio de poder omnímodo, pero horfandad de trascendencia.

4 comentarios on “Última semana de campaña

  1. A mí me alucina cómo engañan a la gente y la gente se deja engañar.
    A mí me flipa cómo se mofan del país y éste ni se inmuta.
    A mí me produce risa cómo con 4 millones y medio de parados estos sindicatos no se menean.
    A mí me repatea el fundamentalismo político de nuestros conciudadanos cuando los políticos son todos millo del mismo saco, con sus ideas a lo Groucho Marx “…éstos son mis principios, ni no le gustan tengo por aquí otros…”

  2.   “Memoria Histórica”, …”Alianza de Civilizaciones”, …”Por el PlenoEmpleo”,…

    Esta etapa en la historia de España será recordada los slóganes,….y por el desastre de gestión de los socialistas. 

    Y la última,  la de Leyre Pajín: “La presidencia europea de ZP será PLANETARIA”,…Con un país que entonces estará por encima de 5 millones de parados ( oficiales ) y en Canarias en torno al 30% de la población activa.
    ¡¡ Pues estamos como para dar lecciones y ejemplo a los demás !!

    En realidad, oir este tipo de declaraciones me invita a solicitar un informe psiquiatrico serio de estos políticos ( no es normal se dirijan a unos compatriotas como si fueran todos unos deficientes mentales, con todo el respeto para ellos ) o que les realizaran los agentes de las FCSE un control por si estuvieran bajo los efectos de alcohol, estupefacientes o alguna sustancia alucinógena.

    Pero esto es la España de Zapatero. Y así nos va…

    Saludos. Y buen fin de semana.

    Martillo de Herejes

  3. Martillo , tiene usted razón , con Franco estas cosas  no pasaban, entiendo que lo heche usted de menos .
    Que tenga usted un buen fin de semana y haber si tiene suerte c0n sus deseos electorales.